Eventos AMB

COPA GRAN MAESTRO
MARCOS BELTRÁN

06.11.2016

Newsletter

Inscríbete en nuestro sitio web para que tengas información de todos nuestros eventos y actividades...

Kinesiología AMB

Boxeo PDF Imprimir E-mail

Lección # 1:
“El jab disuasivo con pegada arriba”.
En esta lección vamos a ver 3 cosas:
1.- La descripción de un jab a la boca del estómago.
2.- Una finta de este para pegar un jab arriba.
3.- Como esta finta puede ser usada como arma de disuasión para evitar un contragolpe con un recto de derecha del oponente, cuando quieras pegar con tu jab abajo.
Para tirar este jab al estomago, nos doblamos de la cintura y bastante de las rodillas dando un paso largo teniendo presente que, al momento de contacto con el blanco nuestro brazo extendido deberá estar paralelo al piso.
Este jab lo podemos tirar, por ejemplo, con fuerza para gastar al oponente o hacer que baje las manos (ver figura 1).



Figura 1.- Algunos detalles en el dibujo te los puedes figurar más realísticamente.
Figuremos que estas en una pelea… después de haber pegado con el jab al estómago unas cuantas veces,
vas a engañar a tu oponente con el cuerpo (doblándote de la cintura y de las rodillas) y con los ojos (mirándole al estómago) para que piense que vas a repetir ese mismo golpe. Y vas a dar un paso largo y pegar arriba con el jab (ver figura 2).



Figura 2.- Tu oponente recibe un jab disuasivo antes de siquiera haber intentado contragolpear tu jab abajo.
Recuerda de mantener tu vista directamente en el estómago del oponente (mirando solamente en forma indirecta al blanco) hasta el momento en que tu jab haga contacto en su cara.
Dicho jab arriba finteandolo abajo, puede servir para disuadir a un oponente de querer contragolpear tu jab a la boca de su estómago, con un derechazo (ver figura 3).



Figura 3.- Este otro oponente intentó contragolpear tu jab abajo con un derechazo.
Es bueno recordar que algún oponente podría sentirse confidente para contragolpear tu jab al estómago en tu primer intento de tirarlo; si tú crees que eso puede sucederte, pudieras primero usar la finta disuasiva con jab arriba (de la que hablamos) antes de tirarle tu fuerte jab abajo.

No olvides que el jab a la boca del estómago, también puede ser efectivo, algunas veces, contra peleadores bastante más bajos que tu.
Algunos peleadores en todos los niveles técnicos, saben (supieron) pegar abajo con el jab; entre los más conocidos y más completos técnicamente esta Sugar Ray Robinson, gran peleador americano de los 40s. y  50s.

Lección # 2:

“Finta de un hook devastador a la zona hepática para eludir bloqueo y pegarlo después”.
Supongamos que tienes a tu oponente contra las cuerdas cubriéndose bien con una defensa clásica, bloqueando buen número de tus golpes y, quizás, esperando la oportunidad para contraatacar cuando te canses o frustres.
O, también, podría ser un caso en que ambos estén intercambiando golpes, en corto, con los pies plantados en cualquier parte del cuadrilátero (ver figura 1).



Figura 1. El pie delantero de tu oponente se mantiene detrás de la coordenada xx en esta y todas las secuencias. Estando en una de estas situaciones, te das cuenta que tus golpes al hígado son bloqueados con el codo o antebrazo, cada vez que los has tirado.
Entonces… la próxima vez (y con camufladas intenciones) vas a tirar un hook suave a la zona hepática que, de antemano, sabes será bloqueado por el antebrazo o codo de tu oponente como sucedía con tus anteriores hooks a la misma zona.
Pero lo debes tirar engañando como si quisieras pegar un hook devastador, uno con rapidez y con ganas Si tuvieras la costumbre de exhalar algún sonido cuando pegas fuerte, hazlo para hacer más creíble esta finta. Además, simultáneamente con esta finta debes empezar un paso completo (ver figura 2).



Figura 2. Al momento de impacto con la finta, no “metes” el hombro. Puedes ver que tu cuerpo ya está bastante inclinado hacia tu pie delantero que avanza (casi cruza completamente xx y se aleja de yy) y está levantado; esta, en otras palabras, a “medio” vuelo y en camino a ser el 1ro. en aterrizar. También, puedes ver que tu oponente movió su codo hacia el interior para hacer el bloqueo; sus hombros y cintura, también los movió ligeramente; su talón derecho, apenas se levanta. Quede claro que: con esta finta rápida llegas a tocar el antebrazo o codo del oponente.
Después de tu finta con paso quedas en posición ventajosa (ver figura 3).



Figura 3.- Ya pegaste con la finta, tu pie delantero aterrizó y tu pie de atrás le siguió. Tu hombro izquierdo ya lo “acomodaste” medio hacia atrás (esta medio “cargado”), aunque, pudiste haberlo “cargado” más. Tu guante está al nivel del blanco que tu oponente descubrió al bloquear tu finta. Ahora, estas más que listo para pegar un hook clásico.
Seguidamente PUM!! sueltas tu segundo golpe, un hook clásico a la zona hepática para luego continuar con los golpes que quieras (ver figura 4).



Figura 4.- Observa la posición de los pies en relación con las coordenadas y compárala con la de las otras figuras, tomando en cuenta que la 1ra. y  2da. secuencias son vistas desde un ángulo de 45 grados. Quede claro que: la finta del hook devastador (hook rápido que impacta suave en el antebrazo o codo) y el paso completo (dos pies se mueven) se inician al mismo tiempo. Es decir, el inicio de ambos es sincronizado.
Por último, figúrate como pegar con una finta de hook devastador y con un hook efectivo: arriba y abajo, abajo y arriba o con ambos golpes arriba. Claro, moviéndote hacia el mismo lado y siguiendo con otros golpes que quieras.

También, averigua si es posible usar estas movidas u otras parecidas, contra un zurdo.

Lección # 3:

“El 1-1-2 con movimiento circular rápido”.
Muhammad Alí “revoloteaba” alrededor de sus oponentes y, al mismo tiempo, les pegaba.
De ahí su característico cantar:
“Fly like a butterfly sting like a bee”.
Esta combinación es clásica de Alí (ver figura 1).



Teniendo como oponente a un peleador más bajo que tu o a uno agazapado, muévete hacia tu izquierda y a
su alrededor (ver figura 2).



Figura 2.– Danza sobre la punta de tus pies alrededor de tu oponente al estilo Alí. (Nótese la línea que cruzarás
y de la que, también, te alejarás).
Luego, conéctale con un jab cegador al mismo tiempo que cruzas tu pie de atrás (ver figura 3).



Figura 3.– Empieza a cruzar tu pie de atrás cuando tires el primero de los jabs.
Inmediatamente, medio retorna tu brazo o guante (ver figura 4).



Figura  4.– Para cuando el pie que cruzaste aterrice, ya habrás pegado con tu primer jab y tu guante habrá, tan solo, medio retornado compáralo con fig. anterior.
Pega con un segundo jab para cegar, aun más, al adversario y anular sus posibilidades de reacción (ver figura 5).



Figura 5.- Al momento que tú segundo jab impacta, tu pie izquierdo esta en el aire y “acomodándose”…
Una fracción de segundo después de que tu segundo jab pego, tu pie izquierdo aterrizará acomodando tus pies para pegar un derechazo. Hazlo y deja que la inercia lleve tu cuerpo. No te preocupes, cuando pegues este golpe
estarás fuera del alcance de tu oponente (ver figura 6).



Figura 6 .– Tu pie izquierdo aterrizó y pegas un derechazo que está dirigido hacia “afuera” debido a los cambios
de ángulo que te dio el movimiento circular.
Quede claro que: con el inicio de esta combinación debes acelerar tu movimiento circular.

Lección # 5:
“El jab ascendente con poder explosivo de piernas”.
El jab ascendente es bastante efectivo contra oponentes altos y, en ciertas ocasiones, también, lo puede ser contra otros de estatura parecida a la tuya.
Supongamos que tu oponente es uno alto y que esta distanciado de ti tanto como, más o menos, se ve en la figura 1.



Figura 1.- Tu oponente (lado izquierdo) podría ser, mejor aún, uno más alto.
Entonces, buscando la pelea en corto avanza con tu pie delantero haciéndolo aterrizar primero sobre el talón y ve doblando un poco tus rodillas (ver figura 2).



Figura 2.- Asegúrate de pisar primero con tu talón.
Continúa doblando tus rodillas y deja que tu peso se acentúe hacia adelante (ver figura 3).



Figura 3.- Tus rodillas están bastante dobladas y listas para darle poder explosivo a tu jab…
Desde esa posición lánzate hacia arriba y adelante con poder explosivo de tus piernas y pega con un fuerte jab (ver figura 4).



Figura 4.- Tus pies están en el aire a la hora de pegar.
Una vez que pegaste estarás adentro (ver figura 5). acomódate y has la pelea que te conviene.



Figura 5.- Al aterrizar tu pie de atrás tocó suelo primero.
(ver variaciones del “jab ascendente” en la lección # 6)

Lección # 6:
“Variaciones del ‘jab ascendente’ con poder explosivo de piernas”.
(ver definición del “jab ascendente” en la lección # 5).
Las variaciones son muchas. Julio César Chávez el gran peleador de los 80s y 90s
empleó estas técnicas con regular frecuencia y bastante eficacia.
Cuando te lanzas hacia tu oponente para pegar con el “jab ascendente” regularmente
lo haces con tu tronco sin inclinación lateral (ver figura 1).



Figura 1.- Jab ascendente regular.
Si tú oponente trata de sorprendente con un derechazo al momento que tiras tú
“jab ascendente”, bien puedes inclinar tu tronco hacia afuera (ver figura 2) o
hasta usar algún bloqueo clásico (ver figura 3).



Figura 2.- Nótese el ángulo de inclinación del tronco y compáralo con el de la fig.
anterior.



Figura 3.- Bloqueo e inclinación simultáneos.
Dependiendo de la distancia que te separa del oponente puedes pegar con el
“jab ascendente”:
-Manteniendo bastante apartados los pies cuando están en el Juntándolos hasta casi tocarse.
-No juntándolos mucho como se ve en la fig. 4 de la lección anterior y hasta…
- Cruzándolos.
Dependiendo te tu habilidad y trucos que conozcas puedes llegar hasta a “cargar”
(tirar para atrás) bastante tu hombro antes de pegar (ver fig. 3 de la lección anterior).
Cuando recién empiezas con tus prácticas trata de:
-           Que tus pies no se junten mucho (pega a un blanco no muy distante y eso No “cargar”
-           Mucho tu hombro.
- Si doblar bastante tus rodillas antes de pegar.
Más adelante y con un poco más de practica trata otras formas.
También: Practica con el “jab ascendente” el 1-2. Úsalo como arma de ataque
sorpresivo cuando estas retrocediendo. Tíralo después de dejar pasar, sobre tu
hombro, el jab de un oponente que retrocede cuando lo tira. etc.

Lección # 7:
“Derechazo con giro —> derechazo (contra un zurdo)”.
Supongamos que estando apartados con tu oponte él hace que lo sigas hasta las cuerdas o estando contra ellas el te llama para fajarse. (ver figura 1)



Figura 1.- Tu oponente esta contra las cuerdas y tu moviéndote hacia él.
Entonces, lo sigues o vas hacia él, das unos 3 pasos y con el último pega un derechazo lo más fuerte que puedas y empieza a girar sobre tu pie delantero (ver figura 2).



Figura 2.- En el último paso con el que pegas podrías necesitar poner tu pie delantero ligeramente hacia la derecha. Se supone que aquí ya empezaste a girar sobre ese pie.
Continúa girando y, antes de que tu pie de atrás toque tierra, da un “salto” para posicionarte como muestra la figura 3.



Figura 3.- Posición después del giro y “salto” (sobre y con tu pie delantero).
Finalmente, pega otro derechazo entre la guardia de tu oponente que no tendrá tiempo de “acomodarse”, te lo garantizo (ver figura 4).



Figura 4.-
Asume en tus prácticas la posición del zurdo para que sientas lo mal parado que queda. La lección # 8 muestra, exactamente, el mismo movimiento de pies que acabamos de ver pero visto desde un ángulo opuesto aparte de que en aquella se añade otro golpe a la combinación.

Lección # 8:

“Derechazo y hook con giro —> derechazo (contra un zurdo)”.
Asumo que ya aprendiste (practicaste) la lección # 7 que, realmente,
la prefiero a esta.



Figura 1.- Sigue a tu oponente hasta las cuerdas o ve hacia él que ahí te espera.



Figura 2.- Con este derechazo tu cuerpo se va bastante hacia delante y empiezas
a girar sobre tu pie.



Figura 3.- Antes de completar tu giro “salta” con tu pie izquierdo y pega un hook
para distraer al contrario. Este golpe te hace ver bien pero, obviamente, no es uno
fuerte.



Figura 4.- Incapaz de “acomodarse” a tiempo, tu oponente solo atinara a voltear
hacia ti sus ojos y, también, su cabeza un poco.



Figura 5.- Este derechazo lo prefiero pegar al medio, al cuerpo.
Nota: el “salto” con el que pegas el hook visto en esta combinación es lo que más
adelante
llamaremos un “paso no clásico” que; por cierto, explicaré en detalle en
1 o 2 lecciones futuras;
donde, también, veremos sus diferencias con el “paso clásico”.

Lección # 9:
“Jab con giro —> uppercut o derechazo”.
Esta combinación ayudo a Muhaamad Alí para noquear a Cleveland Foster en espectacular manera.
Solamente es efectiva cuando tu oponente esta golpeado y desorientado. La incluyo aquí sólo porque
tiene semejanzas con las dos previas lecciones (#s 7 y 8).



Figura 1.- Parados en cualquier parte del cuadrilátero.



Figura 2.- Pega tu jab con un paso hacia la derecha y gira, después, sobre tu pie delantero una vez
que haya aterrizado.



Figura 3.- Posición después de que pegaste y giraste.



Figura 4.- Bien puedes pegar un derechazo después del jab.



Figura 5.- O bien puedes pegar primero un uppercut.

Lección # 10:
“Cómo liberar tu brazo de un clásico amarre”.
Supongamos que tu oponente amarra tu brazo izquierdo (ver figura 1).



Figura 1.- Amarre clásico.
Para liberarlo, simplemente, jala tu brazo al mismo tiempo que lo vas torciendo como si lo estuvieras
desentornillando (ver figuras 2, 3, 4).



Figura 2.- Empieza a jalar torciendo tu brazo.



Figura 3.- Sigue jalando y torciendo tu brazo.



Figura 4.- Tu brazo se libera con mínimo esfuerzo.
La siguiente opción, que no es de mi total agrado, requiere un poco de fuerza (ver figuras 5 y 6).



Figura 5.- Empujón corto y violento con el hombro.



Figura 6.- Cuando tu oponente empieza a perder balance jala tu brazo torciéndolo.

Lección # 11:
“El bolado fantasma de Rocky Marciano”.
Aun siendo más lento que tu oponente puedes tirarle con efectividad este bolado fantasma desde una
distancia que sería impensable tirarle un bolado clásico.
Tu oponente confiado en si mismo y/o en la distancia que los separa no se preocupa que su mano
izquierda está un poco baja (ver figura 1).



Figura 1.- Mira directamente a los ojos hasta el inicio de tu movimiento.
Rápidamente, cambia la dirección de tu mirada hacia el cuerpo, da un paso con tu pie delantero doblando
bastante tus rodillas y deja caer (en curva) tu guante.
Estos movimientos desconciertan a tu oponente pues le hacen pensar que quieres pegar abajo o
algo así (ver figura 2).



Figura 2.- Tu guante seguirá una trayectoria parecida a la señalada.
Recuerda, tus piernas actuarán como resortes, se doblaron bastante cuando te agachaste dando el paso.
Ahora, sube con ellas violentamente y continúa la trayectoria curvilínea con tu guante
(ver figuras 3, 4 y 5).



Figura 3.- Sube violentamente con tus piernas.



Figura 4.- En este punto, mirar al blanco no es problema.



Figura 5.- Al bolado fantasma no lo ven venir.
Este golpe se puede tirar, también de un poco más lejos o de más cerca. Si es de muy lejos puedes
tirarlo levantando el pie de atrás y llevándolo un poco hacia el frente como a veces lo solía hacerlo
el gran peleador Rocky Marciano.